LOS 10 MANDAMIENTOS DEL VENDEDOR 4.0 (24)

supermán de las vetnas

Repasemos los conceptos básicos necesarios del VENDEDOR de ÉXITO de nuestro tiempo.

1. VENDER O NO VENDER, THAT IS THE QUESTION

No olvides que básicamente tu único y gran objetivo es VENDER. Todo lo que piensas, trabajas, haces…, a nivel comercial, tiene como meta final la venta.

Recuerda siempre que sin venta no hay vendedor.

Y nada es casual sino causal: todo depende DEL QUÉ, DEL CÓMO, DEL CUÁNDO y DEL DÓNDE. No creo en las casualidades sino en el esfuerzo. Trabaja como una hormiga, pero disfruta a la vez como la cigarra.

2. GESTIONA BIEN TU TESORO DE 1440…

… MINUTOS DIARIOS.

El secreto: +PRODUCTIVIDAD. Analizar, priorizar, organizar y planificar son puntos esenciales para gestionar tu tiempo de forma más eficiente.

El TIEMPO es un bien precioso y, a pesar de lo que se oye siempre por ahí de que «no tengo tiempo», el verdadero problema es el uso incorrecto que hacemos del mismo.

Si lo piensas bien, realmente somos millonarios en tiempo, y todos, absolutamente todos, disponemos de la misma cantidad durante todos los días de nuestras vidas. Lo que cambia es el diferente empleo que hacemos cada uno de nosotros del mismo o lo que nos guste quejarnos o no.

3. SÉ UN COMPLETO JUGADOR DEL «RISK COMERCIAL»

Conviértete en un ESTRATEGA DE LAS VENTAS. Piensa siempre en el medio y largo plazo. No des nunca una puntada sin hilo, aprende a ver más allá que el resto y a leer entre líneas.

Y recuerda, huye de las victorias pírricas con el buen sentido de que una retirada a tiempo siempre es una victoria. Porque de todo, tanto de lo bueno, pero más de lo malo, se aprende.

Prepara muy bien tus visitas, realiza un SEGUIMIENTO eficaz y PON EL FOCO allá donde sea más necesario e interesante para ti.

4. SACA AL TORERO QUE LLEVAS DENTRO

Aprende a torear los «NO» y las OBJECIONES. Ya lo sabes: has escogido la difícil profesión del NO y de las PEGAS de todo tipo, reales o falsas.

Defiende tu castillo con argumentos, convencimiento y firmeza. Está siempre preparado y conviértete en un negociador pleno y con una flexible y amplia cintura comercial.

Explota tus fortalezas y defiende TU PRECIO, precisamente más allá del mismo. De esta forma, ten siempre listo y bien pulido TU ARGUMENTARIO.

5 (…) Y ENTRA SIEMPRE A MATAR

Aprender a CERRAR LA VENTA marca la diferencia. Si lo haces todo de 10 y has trabajado todos los pasos de manera sublime, pero no defines, al final dejas escapar tu premio.

Sé decidido: vale la pena siempre correr el riesgo y, ante una negativa, canaliza de forma conveniente los motivos del NO CIERRE.

Y ten presente el pan nuestro de cada día: LAS VENTAS CRUZADAS, esas que te ayudarán a mover tus ingresos con menos esfuerzo.

6. DEJA SIEMPRE HUELLA

Conviértete en un VENDEDOR-CONSULTOR-ASESOR de referencia en tu mercado. Cuando el cliente piense en un producto de tu sector, logra que siempre te tenga en cuenta. Sé un TODO INCLUIDO, como esos viajes de lujo y ensueño.

dejar huella en el mercado

Las claves son: ver la venta como un servicio, mantener en todo momento un trato profesional y ser siempre franco y útil. Así, crearás un fondo de comercio a largo plazo

La llave maestra: dale siempre a tu cliente más de lo que espera recibir por el precio que va a pagar por tu producto.

El objetivo es lograr que el comprador pierda la sensibilidad exclusiva del precio.

7. PESCA BALLENAS, NO SARDINAS

Sé ambicioso y que no te den miedo las alturas: PIENSA SIEMPRE EN GRANDE. Concentra y dedica tus mayores esfuerzos siguiendo la ley de Pareto del 80/20.

No se trata de despreciar a clientes con una menor capacidad de compra, sino de asignar los recursos adecuados para cada uno.

Tipifica bien tu fondo de comercio según la categoría de cliente -AAA, A, B, C y P- y maneja y saca petróleo de tus estadísticas comerciales.

Aléjate y no pierdas tu valioso tiempo en clientes tóxicos: esos se los regalas a la competencia para que esté bien entretenida.

8. «SIEMPRE POSITIVO, NUNCA NEGATIVO»

La VENTA, como el fútbol, es un estado de ánimo. Trabajar y fomentar una mentalidad positiva en EL MUNDO COMERCIAL es básico para mantener tu motivación y tu constancia en el complicado universo de los negocios. Ello no significa que pierdas el norte o que seas un mercader de humo.

Empatiza: adáptate y sé flexible como el junco y no recio y testarudo como el roble. Cambia de color como el camaleón, pero sin perder ni tu personalidad ni el foco de tu trabajo.

Porque si el cliente gana, tú ganas también. Es el doble objetivo del vendedor profesional que debes de tener siempre en mente.

9. NO JUEGUES AL VENDEDOR INVISIBLE

No tengas miedo: CREA TU MARCA PERSONAL. Porque tenlo claro en la actual revolución tecnológica: SI NO ERES VISIBLE, NO EXISTES.

Tienes que estar presente de forma inteligente y profesional (que no forofa) en las redes sociales: ello te ayudará a AFILAR TU HACHA.

Una web, un blog personal, unos perfiles correctos y currados, una participación coherente y continua… amplificarán su visibilidad en tu sector.

10. TÚ SIEMPRE ERES LA DIFERENCIA

A igualdad de producto y de precio, el VENDEDOR SIEMPRE MARCA LA DIFERENCIA.

Para estar en el mercado se presupone que tienes producto, servicio y precio. Pero el problema es el siguiente: si esto es tan válido para ti como para toda tu competencia, ¿entonces qué nos queda?

Ahí está TU PASIÓN, TU MOTIVACIÓN Y TUS GANAS DE DEJAR HUELLA sirviendo al cliente. Porque productos como los tuyos los habrá a patadas: serán similares, mejores, más económicos, más atractivos, mejor presentados, más conocidos…, pero lo que no posee la competencia, que si tiene tu empresa en exclusiva y que es inimitable, es lo mejor de todo: TÚ.

Ofrece siempre valor añadido y trabaja una retroalimentación (feedback) de calidad y continua.

En definitiva: dale siempre a tu cliente esa BOLA EXTRA para ir un poco más allá del coste, haciéndole ver que, contigo a su lado, su negocio siempre tiene expectativas de seguir creciendo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.